Media News S24 A18

Publicidad
Me gustan los anuncios con juegos de palabras, por algo me dedico a casar palabras. Así que era de esperar que esta propuesta gráfica para Volkswagen me gustase y apareciese en el párrafo de esta semana: ¡cómo cambian las cosas por 1 sola letra! No es la primera idea creativa de este tipo que veo, recuerdo una que también explicaba la diferencia del éxito y el fracaso al separar una palabra en 2 (lo siento, no consigo encontrar el link). También el recurso del ciervo es habitual en anuncios de coche, aunque las otras propuestas lo contrarrestan. Es un buen anuncio, aunque podría servir para cualquier otro modelo y marca, ¿no crees?

Televisión
Hay muchas cuentas de Twitter que comparten los TT pero aún no había encontrado una que se especializase en los hashtags promovidos por programas de televisión. Es curioso ver los que compiten en una noche o los varios que se utilizan en un magazine. La cuestión es, ¿hay relación con el audímetro? Habría que hacer un estudio más amplio pero si comparamos audiencias y TT del lunes, sí parece que ambos datos van de la mano porque están arriba los mismos programas. Quizá en datos inferiores, por ejemplo, en TT de 9 o 10ª posición sería más difícil ver la relación pero es inevitable pensar en las implicaciones que tiene esto para los responsables de poner audímetros. ¿Lo tendrán en cuenta en el futuro?

Cine
Leyendo estaba yo la Cinerama de este mes (sí, la revista gratuita que regalan en cines) cuando tuve la sensación de volver atrás en el tiempo. Y no porque hubiese otra vez un boom alrededor de los dinosaurios o porque se hablase del Quijote de Terry Gilliam, si no por 2 carteles que me sonaban demasiado. Juzga por tu cuenta: primero, el de “Amor ciego” y luego el de “Qué guapa soy“. Ahora el de “Cásate conmigo, por favor” y luego el “Os declaro marido y marido“. Claro, dirás, es normal porque son temas casi idénticos. Y yo, claro, precisamente por eso, ¿no tendrían que haber buscado otra forma de representarlo? ¿O ha pasado “tanto” tiempo que no creen que alguien se acuerde de las pelis previas?

Internet
El debate de si Internet ayuda o no en el aula viene de largo y hay puntos de vista para todos los gustos. Centrándonos expresamente en el momento de la formación, yo diría que distrae. En varias de mis clases no hace falta ni ordenador. Si se usa, es inevitable que salte alguna notificación o que haya problemas con la wifi y la conexión vaya lenta. Entonces el debate importante que es el de la clase se diluye por problemas técnicos o por distracciones de redes sociales o, peor aún, laborales. No digo que no sea útil para investigar algunos temas o, lógicamente, utilizar herramientas. Pero está demostrado que escribiendo en papel los alumnos también aprenden y están más centrados. Y son adultos, ¿cómo será son generaciones más jóvenes?

Unos cuantos cambios a mi web, aunque no lo parezca

He tenido que revisar la lista de entradas del blog para saber cuándo hice el último cambio de plantilla de mis webs: ¡fue en 2013 al cumplir 9 años! Desde entonces he añadido muchas funcionalidades y contenidos, tanto al blog como a mi centro de recursos. Pero no había vuelto a tocar el diseño y ya tocaba, ¿no?

En realidad, no parece que haya cambiado mucho: sigue siendo gris y azul y en una única columna. Pero el menú es más claro, la tipografía es un poco más fácil de leer y he recuperado el hilo de Ariadna (breadcrumbs) que hace tiempo tuve.

El principal motivo de la actualización es cumplir la ley en la medida de mis posibilidades, es decir, de la manera más legal pero también la más sencilla posible tanto para ti como para mí. Así que ahora, espero y deseo, mis webs cumplen con la ley de cookies y el RGPD. La esencia es la misma porque nunca he tenido intención de usar de formas extrañas los datos, pero así queda todo más clarito.

Precisamente por tener que dar de baja, literalmente, al 80% de suscriptores de mi newsletter (cosa común por lo visto) y tras revisar a fondo las estadísticas, he decido ofrecer abiertamente todos mis ebooks. Hasta ahora, algunos eran exclusivos y solo se podían descargar a cambio del correo electrónico. Pero ya no: sí, seguiré enviando semalmente artículos que recomiendo leer y avisos de mis nuevos recursos, pero sin contenidos exclusivos para captar leads. Más simple es transparente, ¿no te parece?

Quizá ése sea el cambio más evidente de la web, además de la plantilla. Por dentro sí que ha habido más actualizaciones porque he aprovechado para eliminar plugins obsoletos que no aportaban suficiente y añadir otros que espero ayuden a que todo funcione mejor. Aún así, sigo sin resolver un problemilla que algunas veces aparece sin que sepa muy bien por qué (si en lugar de la página que buscas te parece el feed, actualízala).

Si estás leyendo este post por el feed, pásate para ver el nuevo diseño. Además, quizá te interesa saber que para los cambios en mi centro de recursos tienes a tu disposición otro feed.

Llevo un par de semanas haciendo ajustes a las funcionalidades (y aún hay textos por mejorar) pero ya me atrevo a anunciar públicamente el cambio. Soy consciente de que algo se me habrá escapado y por eso dejaré unos días más aviso de que la página está en pruebas para prevenir al visitante. Así que si encuentras algo que no te cuadra (o te encanta porque también es agradable leer cosas buenas), deja un comentario o avísame.

Media News S23 A18

Cine
Los superhéroes viven en un mundo lleno de peligros pero ellos los afrontan valientemente ocultando su identidad detrás de un “uniforme” (preferiblemente sin capa) y poniéndose delante de los malos como si no necesitasen de toda la película/serie/cómic para vencerlos. Más o menos ocurre lo mismo en todas las historias, varía lo que les hace “súper” pero difícilmente el final. ¿Se disfruta menos del camino sabiendo que todo acabará bien? No lo creo pero pienso en ello tras leer la lista de algunos superhéroes considerados paródicos. Y es que ellos tienen otros, digamos, poderes pero también les queremos ver triunfando al final aunque su camino sea un poco más tortuoso.

Televisión
Cumplir 5.000 programas no lo hace cualquiera. “Saber y ganar” lo ha conseguido desde que se estrenó allá en el 97 del siglo pasado. Sí, hace 21 años que están haciendo preguntas a concursantes que saben mucho y premiando sus conocimientos. No necesitan un público que grita o anime sin criterio, ni una azafata que no hace nada ni un presentador en busca de protagonismo. No es ese tipo de concurso. Es una rareza considerando que los del otro tipo siguen apareciendo, pero nadie compite con su estilo tan particular. Siguen ahí y varias generaciones los conocen, aunque solo sea por memes.

Publicidad
Las agencias pueden descansar por un tiempo: ya se han entregado los premios de este año del Festival El Sol. Ya, se supone que no se hacen campañas pensando en lo que se puede ganar con ellas. Pero algo me dice que algunas agencias y ciertos clientes piensan justamente eso. Es como los actores que ya saben que un papel los pondrá en el camino del Oscar. No significa que no lo merezcan, solo que es predecible. Por eso, dentro de la propia campaña, se encargan de hacer un making of que explica los buenos resultados que han conseguido. La cuestión es que mientras unos se preguntan cómo entrar a esas agencias a ganar premios, otros bloquean la publicidad.

Internet
Algunos resultados del último estudio de uso de RRSS del IAB vienen a confirmar lo que podemos ver a diario si nos fijamos en las personas que nos rodean (hay que tener algo de curiosidad). No obstante, va bien tener números que lo demuestren a los que no prestan atención si no se les ponen los datos delante de su cara. Para ellos, la evidencia que responde cuándo es el mejor momento para publicar: “Tanto en el ordenador, como en la tablet, el uso de Redes Sociales se intensifica a partir de las 16:00, en ordenador especialmente a partir de las 20:30. En móvil la conexión empieza pronto, a las 8:30, y va creciendo a lo largo del día, siendo la franja de 20:30 a 00:30 en la que más se utiliza”. ¿Está claro?

[Contenidos] Datos sobre el uso del calendario editorial en las empresas

Hace ya un año y medio puse en marcha un test de autoevaluación en mi centro de recursos para ayudarte a descubrir si tu calendario editorial tenía lo que hay que tener para considerarlo útil. Aprovechando que estoy haciendo varios cambios en mi web (espero acabar en breve para anunciarlo oficialmente), he sacado algunas estadísticas que me parece interesante compartir. Antes, quizá quieras hacer el test para entender mejor este post (aprovecho para recordarte que todos mis tests son anónimos).

En estos momentos (va variando según el número de respuestas), la media está en 45%. Para poner  contexto al dato: un número alto indicaría que los calendarios editoriales son documentos prácticos y bien enfocados, uno bajo que no sirven para mucho. Estar casi a la mitad se puede interpretar como que son medianamente aceptables pero que pueden mejorarse.

Aunque ambos tests no están directamente relacionados, me atrevo a decir que están en un nivel intermedio de madurez en su estrategia de contenidos. En el caso del test de autodiagnóstico, la pregunta relacionada con el calendario editorial sigue llevándose el número de más bajo de respuestas positivas. ¡Aún margen para mejorar!

Entrando al detalle de las respuestas del test sobre el calendario editorial, la 2º pregunta con el porcentaje más bajo es: “¿has planificado los contenidos del resto del mes?” y el 81% ha contestado negativamente.

El 19% de los participantes ha planificado los contenidos del próximo mes en un calendario editorial. Clic para tuitear

La pregunta con el 2º porcentaje más alto me permite ser algo más optimista porque tiene que ver con la publicación a corto plazo: “¿sabes qué publicarás mañana?” y el 68% dice saberlo.

El 32% de los participantes no saben qué publicarán mañana: está claro que necesitan un calendario editorial. Clic para tuitear

En cuanto a las preguntas relacionadas con los canales, podríamos ordenar su importancia o interés por parte de las empresas considerando las respuestas con mejor puntuación. Así, Facebook va por delante de Twitter y el blog que casi empatan y la newsletter se queda la última en cuanto a cumplir con la planificación establecida. Resulta curioso porque casi coincide con el orden inverso de dedicación que podría esperarse para generar contenido en esos canales. ¿O es comparable el tiempo que se tarda en preparar un post con un tuit?

La red social que más se cuida en el calendario editorial es Facebook, la peor parte se la lleva la newsletter. Clic para tuitear

Por eso la última pregunta que me parece interesante comentar aquí es la relacionada con la manera en que se utiliza el calendario editorial. Y es que, más allá de rellenarlo con contenidos de los diferentes canales, también resulta útil para la gestión de proyectos aplicada al ciclo de vida del contenido. Ya que se apunta qué publicar, ¿por qué no también su status dentro del departamento? Pues solo una cuarta parte lo hace, ¿no te parece poco?

El 24% utiliza el calendario editorial para gestionar el proceso de creación y promoción de sus contenidos. Clic para tuitear

Está claro que un calendario editorial es un documento que tiene que ser útil, así que cada uno lo puede utilizar a su manera. No es que haya una buena o mala, simplemente basta con que cumpla con el objetivo para que siga teniendo sentido usarlo por todas las personas implicadas. Precisamente, cuando han varios usuarios, conviene consensuar su forma de uso para que el tiempo y los recursos se gestiones de forma eficiente.

Media News S22 A18

Televisión
Cuando las pantallas eran 4:3, no había este problema pero ahora que los televisores son cada vez más grandes parece que les falta espacio para poder anunciarse. Siguen apareciendo mensajes para recordarnos programas de estreno horas o días antes, tapando caras de los personajes, estropeando composiciones. Si a Facebook se le ocurrió que merecía la pena poner un límite de texto en las imágenes de portada de las páginas corporativas, ¿por qué los canales no hacen algo parecido para no molestar tanto? Si los diseñadores profesionales incluyen en un manual de identidad corporativa el tamaño mínimo al que puede utilizarse un logo, ¿por qué los canales no calculan cuánto espacio quitan de la emisión?

Internet
La semana pasada superamos el RGPD pero, aunque ha disminuido, el spam no se ha detenido del todo y sigue apareciendo en mi correo. Por algún lado deben estar mis datos aún registrados (o quizá son simples robotitos haciendo investigaciones y combinatorias). Creo que sí me he quitado de suficientes newsletters, pero ahora me quedaría saber de dónde sacaron inicialmente mis datos. Algunos los di yo, sí. Pero no todos. Lo digo porque una cosa es darme yo de baja y otra que ellos eliminen el registro de mi información. Eso es lo que creo que ocurre cuando una agencia me envía su NdP: les pido que me borren pero algunas solo me quitan del último Excel, no del que la próxima vez utilizarán. Y lo peor es que cobran por esta “gestión”.

Cine
Era de esperar: he visto “Han Solo”. Sin intentar soltar ningún spoiler, no puedo decir que me haya encantado. Sí, claro, está llena de guiños al personaje, cosa que seguro encanta a los fans. Pero la historia podría contarse en cualquier universo, no necesita para nada el de “Star Wars”. Quita al par de soldados imperiales que salen y pon a unos marshals del lejano oeste, nazis o hasta unos guerreros klingons y todo funcionará como si nada (a no ser que te haya explotado el cerebro por la sugerencia de que Han Solo fuese miembro de la flota estelar y no un contrabandista rebelde). Lo que sí es seguro es que probablemente sea la película que he visto más cómodamente porque fue en un sofá Ikea.

Publicidad
Hacer remakes es tan habitual en el mundo del cine que era raro que la publi no lo copiase. Pues ya está hecho: Audi ha cogido el anuncio de allá el 97 del siglo pasado y lo ha modernizado. El escenario parece el mismo (la Av. María Cristina de Barcelona), la conversación casi es igual (hay que dirá que más correcta) y los planos casi calcados (reflejo incluido), pero cambian los protagonistas y claro está el modelo de coche. Ahora es eléctrico (ya hablé del e-tron hace unas semanas). La pregunta que me hago es si el equipo creativo seguirá en la agencia y habrá trabajado también en esta campaña. Si no, ¡vaya gracia les habrá hecho ver a una de sus criaturas remakeada!