Mi opinión del sector editorial tras 6 años autopublicándome

Mi calendario editorial parece estar diciéndome: «Pero, Eva, ¿otro post sobre libros en Sant Jordi? ¿Qué te queda por contar?». Muy listo. Sí, he escrito unos cuantos porque es una fecha especial para quienes escribimos (más si firmamos) y sí, algo me queda por contar para complementar el que ya publiqué con mis aprendizajes del primer año de autoedición.

Hace cinco años, «Diario de un libro» y «Estrategia de contenidos» eran mis únicas autopublicaciones, pero he sumado algunas más: la segunda edición de «Marketing de contenidos», «Pilares del contenido»y «Cultura del contenido». También he probado con algo más cortito como «Manual de Notion», así que en total son 6 títulos que he publicado por mi cuenta en Amazon.

¿Qué ha cambiado en estos 6 años? Todo y nada a la vez. Me explico mirando a los tres actores implicados en el proceso.

Las editoriales

Siempre se han considerado un filtro para elegir a los que la sociedad llama escritores. Ahora las editoriales intentan afinar más en sus elecciones, haciendo un poco más endogámicas sus temáticas, sobre todo las de empresa. Ir a lo seguro no siempre es sinónimo de éxito. Yo tuve un contrato editorial y lo perdí por la pandemia. Lo asumí y publiqué por mi cuenta porque podía.

Plataformas como Amazon (y otras) permiten a cualquiera publicar lo que quiera. Es gratis, así que parece muy democrático, pero ¡cómo no! tienen un algoritmo que se encarga de elegir quién va más arriba en los resultados. Además, también hay publicidad y fórmulas para ganar posiciones. Así que es una mezcla de las editoriales y tener un blog: no se vive solo de Google.

Amazon ha añadido unas cuantas funcionalidades en estos años, dando un poco más de margen a los autores para configurar su obra (¡cuánto han tardado en ofrecer tapa dura!) y autopromocionarse. Aunque, en realidad, son herencias de lo que se puede hacer con cualquier producto en su tienda. Solo se salva Kindle Flash y un par más de opciones específicas para libros.

Los autores

Sigo con el símil porque, cuando publiqué mi primer libro (en 2009), no éramos muchos los que teníamos blog. Así que no había tanto autor en potencia, es decir, alguien que quisiera contar su punto de vista y la capacidad para transmitirlo. Pero aparecieron nuevos canales, con menos texto y más velocidad. Algunos desaparecieron con la misma rapidez con la que llegaron, pero sí me quedó la sensación de que se valora menos el tiempo que implica crear y leer 50 o 100.000 palabras.

Quien sí le otorga valor es el creador: la creator economy busca rentabilizar el esfuerzo que supone dejar de hacer cualquier otra cosa para crear contenidos. En este sentido, un libro no parece encajar porque implica mucho más trabajo previo que las pequeñas dosis que quieren rentabilizar de forma recurrente (un blog, un podcast, una newsletter). Pero sí si se considera un proyecto paralelo a la jornada de un profesional que quiere conseguir ingresos pasivos cada mes (y no cada año).

Si la autopublicación nos pone etiqueta de segunda a los autores, la rentabilidad lo hace con los creadores. Están los que crean sin pensar en sacarse uno dinerito, los que empiezan ya pensando en el retorno y los que, con el tiempo, pasan del primer grupo al segundo. Así que todo gira alrededor del dinero porque la cultura es una industria, no lo olvides cuando la consumas.

Los lectores

Hablemos de ti porque, si he hilado bien los párrafos, estarás leyendo esto preguntándote si has cambiado o no en estos años. Ya te digo yo que sí. Los primeros años quizá no lo notaste tanto, pero está claro que los dos últimos todos hemos sufrido algún tipo de modificación en nuestro comportamiento. Te dejo unas cuantas preguntas para que reflexiones sobre tus hábitos.

¿Tienes más o menos tiempo para leer? ¿Cuántas veces vas a una librería y cuántas compras libros autoeditados? ¿Es comparable la suscripción a Amazon Prime con la de Amazon Kindle Unlimited? ¿Series y películas VS libros y revistas? ¿Eliges ambas si por el precio de la segunda tienes otra de la primera? ¿Kindle o Netflix? ¿Kindle o podcast/newsletter de pago?

Te animo a que hagas una lista de libros leídos, aunque sea en lo que llevamos de año para fijarte en la repetición de editoriales y autores. Seguramente lo que no haya cambiado sea la librería donde los compraste. Sí, ellas también juegan un papel en este mundillo, igual que las distribuidoras, pero quienes nos autopublicamos no solemos tener acceso a ellas.

Lo bueno es que esto ha cambiado un poco porque antes no ocurría, pero ahora puedes lograrlo si pagas un extra. Quizá tengamos que esperar unos cuantos años más para tener un acceso más directo a los lectores. Ayudaría que ellos se quejasen, es decir, fuesen a preguntar por libros autoeditados a librerías. Pero no me parece que pase muy a menudo.

Mi visión para los próximos años

Viendo el detalle, quizá sí han cambiado algunas cosas, pero la sensación general que tengo es que todo sigue igual. Así que los próximos libros que me gustaría publicar seguramente acaben en Amazon con el resto de mi colección. No niego que, en el fondo, me da pena salir del circuito editorial, pero prefiero sacarlos por mi cuenta que guardar las ideas en un cajón: se merecen llegar a quien las pueda aprovechar. A ti, si las quieres.

[Contenidos] De lectores a leads encontrando un enemigo común

Kateryna Abrosymova lanza esta semana su libro «From Reads to Leads. 11 Principles of Writing Content People Will Read and Respond To«. Hace un par de meses que pude leerlo (buscaba opiniones para mejorar y me ofrecí).

Mi review rápida es que se trata de un libro práctico, con ejercicios al final de cada capítulo y muchos ejemplos. Me gustó también por cómo estaba escrito. El único problema que tiene, como todos los que están en inglés, es que algunos consejos de copywriting no se pueden aplicar en castellano. Por lo demás, hay muchas buenas ideas que aplicar a la redacción de contenidos, como clasificar a los lectores, planear las acciones que queremos que hagan, redactar con fórmulas que solucionen problemas… y la que da título a este post: «crear un enemigo común«.

El libro está enfocado a copywriters, es decir, personas que tienen al cliente final como jefe. En este contexto de mirar hacia el exterior, el enemigo común es aquel que comparten cliente final y copywriter/empresa. Por eso, los otros dos consejos que da Kateryna en el capítulo dedicado a conectar con el lector son: comparte experiencias en común para que sea vuestra historia, no solo la suya, y asegúrate de que pueda sentir una vinculación con esa historia (no hables solo de ti).

Hay varias partes del libro que también sirven para alguien que trabaja en un departamento y le toca redactar los textos sin que realmente sea su tarea soñada, como nos ocurre a los que disfrutamos casando palabras. Pienso especialmente en la dedicada al estilo. Cuenta la autora que una forma de desarrollar la voz de la marca es escuchar a la audiencia y, para evitar inconsistencias una vez se haya concretado, recomienda el uso de la Guía de estilo. No puedo estar más de acuerdo, claro.

Precisamente porque coincido con todo lo que se explica en «From Reads to Leads«, me parece una buena lectura recomendada para los que necesitan situarse en esta profesión. Los que ya llevamos un tiempo podemos también encontrar enfoques complementarios, lo que siempre se agradece para seguir mejorando. En la web del libro tienes una explicación de su índice y aquí mismo puedes leer las primeras páginas.

Por cierto que también hay enemigos internos cuando se habla de contenidos, como otro departamento que se lleva el presupuesto, otros empleados que le quitan las funciones que sí le interesan y los archienemigos, como llaman en «Content Mavericks» a los valores negativos (y que ayudan a definir el contenido insignia). Además, claro, la empresa puede considerar a la competencia como un enemigo externo.

«Cultura del contenido», mi libro para organizar a tu empresa y sus contenidos

Publicar, aunque sea autopublicar, hace ilusión. Cada uno de mis libros (¡y van 16!) tiene una historia detrás y la voy compartiendo porque creo que es bueno explicar que los autores lo pasamos bien escribiendo, pero también hay momentos duros que se hacen más llevaderos al contarlos.

«Cultura del contenido» es un buen ejemplo de ello porque hará casi 3 años que empecé a pensar en él como mi próxima aventura editorial. ¡Y vaya si lo ha sido! Ha visto la luz justo la semana pasada y ya hay quien lo tiene en sus manos (¡qué rápidas son algunas, gracias!). Reconozco que ha costado porque ha estado confinado más tiempo del que hubiese querido, pero no tiene sentido guardarlo en un cajón y esperar porque nada volverá a ser como antes. Las empresas siguen generando contenido y necesitando encontrar la forma de organizarse para que sea rentable.

Leer más

[Contenidos] Notion: manual y plantillas para controlar tu estrategia de contenidos en un único lugar

Manual actualizado el 10 de enero de 2022.

Hay muchas herramientas (llevo 400 en mi directorio), pero Notion es la mejor que puedes probar este nuevo año (y es gratuita). Te vendrá muy bien para casi cualquier cosa porque combina elementos de texto con bases de datos y tiene un montón de ventajas al aplicar sus funcionalidades a la estrategia de contenidos.

Qué es Notion y por qué utilizarlo

Notion es un espacio de trabajo todo en uno en el que gestionar bases de datos, tableros y calendarios, pero también notas, tareas y recordatorios, tanto individualmente como en un equipo de forma colaborativa.

Es una herramienta para organizar todo tipo de información, como libros, apuntes, viajes, rutinas personales, CRM, procesos de trabajo… Por eso se suele decir que ayuda a mejorar la productividad.

Con Notion puedes centralizar en un único lugar tanto tu vida personal como la profesional. Te ayudará a conseguir tus retos y objetivos de una forma organizada y eficiente.

Para eso tendrás que dedicar un tiempo a estructurar todo lo que quieres hacer (o aprovechar alguna plantilla predefinida), pero, una vez lo tengas planificado, verás que es muy sencillo acostumbrarse a utilizarlo para cualquier cosa y en todo momento (tiene apps para ordenador y móvil, además de su versión web).

Por qué usar Notion para tus contenidos

Olvídate de tener que utilizar varias herramientas y recordar dónde has guardado algo: con Notion está todo en el mismo lugar. Esto resulta ser la mejor forma de sacar adelante y con éxito una estrategia de contenidos porque podrás:

  • Coordinar todas las tareas (propias y del equipo interno o externo) de forma fácil y rápida, con listas o calendarios.
  • Evitar errores, retrasos y ediciones innecesarias al detallar quién hace qué, cómo y cuándo y mostrarlo visualmente de diferentes formas.
  • Mejorar la eficiencia de los procesos, lo que contribuye a conseguir antes los objetivos y documentar los pasos que se han dado para ello.

Está todo en el mismo lugar

Puedes realizar directamente en Notion todas las tareas de gestión del ciclo de vida del contenido: apuntar ideas, recopilar la documentación, asignar responsables de cada etapa, desarrollar los contenidos, compartir documentos, comentar versiones, validar borradores, visualizar el plan y calendario

Gracias a su API, puedes publicar en canales externos como son las redes sociales. Además, aprovechando que las páginas pueden ser públicas, crear una web (o blog), compartir la información que has recopilado para enviar tu newsletter (content curation) o el guión de tu podcast para un invitado.

Con todo en el mismo lugar, es más fácil coordinar las tareas y evitar errores por duplicidad de documentos o versiones desactualizadas.

Es fácil y rápido planificar contenidos

Si utilizas WordPress, Notion te será más fácil de utilizar de lo que parece. Lo mismo que si conoces Excel, Word o Drive. Tómatelo como el nuevo espacio que te ahorrará tiempo en cuanto empieces a utilizarlo para planificar tus contenidos porque te resultará muy fácil y rápido entrar en Notion y mantener el plan actualizado. Ganarás en eficacia, ¡ya lo verás!

Planificar los contenidos es tan sencillo como rellenar un formulario con autocompletar gracias a los menús desplegables y checkboxes.

La primera impresión puede asustar a los que no están acostumbrados a empezar con una hoja en blanco, pero es precisamente su simplicidad la que hará despertar tu imaginación y querer probar nuevos usos. Pasados unos minutos comprenderás sus posibilidades y acabarás viendo muchas más al cabo de unos días, lo mismo le pasará a tu equipo en cuanto lo utilicen a diario para hacer el seguimiento de los proyectos.

Hay plantillas prediseñadas para empezar ya mismo

Una plantilla es una página que se puede duplicar y empezar a utilizar rápidamente porque ya tiene toda la estructura interna preparada para ser llenada al momento (algunas también incluyen datos de muestra como ejemplo).

Te evita tener que pensar en cuál es la mejor manera de organizar lo que quieres hacer, así que te ahorra tiempo porque te ayuda a conseguir resultados antes sin errores de configuración.

Beneficios individuales y para equipos

Hay pocas herramientas tan completas como Notion y que, además, sean gratuitas. Con su versión personal no hay (casi) límites de uso, aunque sí algunas restricciones que, en general, no te afectarán demasiado si utilizas la cuenta para gestionar tu vida privada y profesional (siempre puedes ampliarla a la personal pro que, por cierto, es gratuita para uso académico).

Además, si necesitas gestionar los contenidos de tu empresa, puedes utilizar la versión team o enterprise y asignar permisos para colaborar interna o externamente en alguna tarea de la estrategia de contenidos.

Así, el seguimiento es más sencillo porque todos tienen acceso a la información y cada persona actualiza las tareas en las que está trabajando de forma individual.

Tienes los detalles de qué incluye cada plan en la web de Notion.

Cómo utilizar Notion en tu estrategia de contenidos

manual notion estrategia contenidos

El uso principal es gestionar por completo el ciclo de vida del contenido, es decir, crear una base de datos para conocer el estado de todas las piezas.

Pero hay otras formas de aprovechar Notion en tu estrategia de contenidos, tanto sus funcionalidades de editor de textos como por sus bases de datos y las listas de tareas.

Crear y alojar tu web (Notion como CMS)

Hay servicios que permiten usar Notion para alojar tu web, blog o revista y usarlo como CMS o extender sus funcionalidades, por ejemplo para crear formularios, visualizar de forma gráfica los datos, añadir estadísticas o alojarlo en un dominio propio. Algunas opciones populares son Super.so y Fruition (tienes muchos más en la versión PDF o Kindle de este manual).

Esbozar piezas de contenido (Notion para copywriting)

Las páginas de Notion están en blanco para que las puedas llenar con tus contenidos: solo has de escribir y añadir imágenes, igual que harías en Word. Si la página es pública, sería como si estuvieses publicando directamente como harías en WordPress; si no, puedes considerarla un esbozo y compartirla para que otros la editen o dejen sus comentarios.

Puedes preparar la estructura jerárquica (titulares, destacados), indicar las llamadas a la acción y hasta contar palabras (el cálculo está al final de la configuración de la página, en el menú superior) de todo tipo de piezas: páginas web, landings, posts, newsletters, guiones de vídeos o podcasts, contenidos sociales…

Además, puedes crear plantillas para cada uno de los formatos que utilices de manera que no te dejes nada y siempre tengan la misma estructura.

Publicar en redes sociales (Notion para community management)

La API de Notion está en beta desde mediados de 2021, pero ya es posible utilizarla para publicar contenido en redes sociales a partir de las filas de una base de datos.

También se puede automatizar con Automate.io (comprada por Notion), Zapier o Integromat de manera que se creen nuevas filas con menciones o publicaciones relevantes.

Guardar enlaces (Notion para content curation)

Notion es un buen el lugar en el que clasificar y guardar los enlaces que te interesen y etiquetarlos, como harías con una herramienta de marcadores sociales, con el añadido de poder destacar frases relevantes.

Si utilizas su web clipper lo tendrás muy fácil para empezar porque te creará una base de datos automáticamente para conservarlos. Puedes partir de ella para personalizar y añadir los campos que necesites.

Ver el calendario editorial

Las piezas de contenido de la base de datos se pueden mostrar como calendario de manera que resulta muy sencillo visualizar qué toca publicar en cada canal.

Es la funcionalidad más fácil de vincular con la estrategia de contenidos, aunque también la vista de tablero sirve para conocer el estado en que se encuentra cada pieza y así valorar si se llegará a tiempo para publicarla.

Mis plantillas de Notion para tus contenidos

Notion proporciona muchas plantillas y hay muchas más en el mercado, algunas gratuitas y otras de pago. Cambiar de plantilla una vez has empezado a llenar sus bases de datos puede ser imposible según cómo estén configuradas: prueba varias hasta encontrar la que mejore responde a tus necesidades.

Si ya usas Notion, aún no te habías decidido a probarla o es la primera vez que oyes de su existencia, he preparado dos plantillas para que te sea muy fácil utilizar esta herramienta de productividad para gestionar tus contenidos.

Plantilla plan de contenidos y calendario editorial

plantilla notion plan de contenidos calendario editorial

He preparado una plantilla muy fácil de usar, compatible con la versión gratuita de Notion: solo tienes que duplicarla y empezar a utilizarla utilizando los menús desplegables para rellenar la información de las piezas de tu estrategia para visualizar tu plan de contenidos y calendario editorial.

Plantilla todo en 1 para tu estrategia de contenidos

Para controlar tu estrategia de contenidos en el mismo lugar, he preparado una plantilla todo en 1 que incluye el plan y calendario pero también plantillas adicionales para DAFO, lista de medios, customer journey, keyword research, briefing, documentación… Sí, todo esto y mucho más en el mismo lugar y con la cuenta gratuita de Notion. Tienes los detalles y alguna captura para que te hagas una idea en Gumroad.

Manual de Notion en PDF

En Gumroad he dejado una versión maquetada de este manual con algunos enlaces adicionales a plantillas y a recursos, además de una explicación general sobre las funcionalidades de Notion.

Manual de Notion en Amazon Kindle

Si lo prefieres, puedes descargar el manual completo de su funcionamiento y la aplicación a tus contenidos en Kindle (incluido en Kindle Unlimited).

«Pilares del contenido. Cinco recursos para fortalecer a tu equipo», mi libro para medianas y grandes empresas

Portada del libro "Pilares del contenido", de Eva Sanagustin

No sé si es el mejor momento para lanzar un libro, pero sí sé que ahora las empresas necesitan recursos para que su equipo se mantenga cohesionado.

Llámalo recurso, documento, entregable… para mí, es un pilar porque sostiene la estructura interna y hace posible el crecimiento de todos, partiendo de los trabajadores, pasando por departamentos y llegando hasta los usuarios y clientes.

He identificado los que tienen que ver con el contenido y les he dedicado un libro entero: «Pilares del contenido». Son:

  1. Roadmap para guiar tus contenidos y que cumplan su visión.
  2. Buyer persona para conocer a tu audiencia y crear mejor contenidos.
  3. Guía de estilo para expresar tu personalidad y ser más coherente.
  4. Calendario editorial para organizar tus contenidos y a tu equipo.
  5. Programa de embajadores para implicar a tus empleados y que utilicen los contenidos.

Es un libro monográfico muy diferente a los que he escrito hasta ahora. Aunque el escenario es igualmente el de una estrategia de contenidos, me centro en la creación de esos recursos más que en la definición de la estrategia. Así, en «Pilares del contenido» casi no te explico cómo concretar objetivos, doy por hecho que los tienes. Tampoco dedico muchas palabras a elegir tu voz y tono, solo a cómo transmitir esas decisiones. Ni me preocupa cómo seleccionas a tus empleados, pero sí que les ayudes a crear contenidos.

Trata temas de marketing y comunicación, como es de esperar cuando se habla de contenidos. Pero también de RRHH, branding, periodismo o ventas. Es un libro transversal, lo mejor para entender el valor de los contenidos en cualquier área de la empresa.

«Pilares del contenido» no es para quienes empiezan (nivel básico de madurez), está escrito pensando en los que ya utilizan contenidos (nivel intermedio) y quieren aprovecharlos (nivel avanzado). Empresas medianas y grandes serán las que puedan aplicarlo más fácilmente, de ahí el subtítulo «Cinco recursos para fortalecer a tu equipo»: sin un equipo dedicado a los contenidos, no podrás sacar partido a todo el libro (solo a algunas partes).

Todos los capítulos incluyen:

  • Una completa descripción de cada recurso desglosando todos sus elementos o índices.
  • Una clasificación de los recursos complementarios de cada pilar para verlos en contexto.
  • Una lista de herramientas relacionadas.
  • Un resumen final con los pasos para ponerse en marcha.
  • Además, en la página del libro hay enlaces a ejemplos y plantillas.

Quería huir de la teoría y centrarme en la práctica, hacer casi un tutorial de cada recurso para que no hubiese dudas sobre cómo utilizarlos y que así las empresas se queden sin excusas para valorar los contenidos dentro de todos los departamentos.

¿Por qué otro libro sobre contenidos?

Aunque lleven «contenido» en el título, todos son distintos. Recursos como la buyer persona aparecen en alguno de mis libros anteriores, pero otros como el roadmap solo en «Pilares del contenido«. No puedo decirte cuál has de leer porque están escritos para complementarse: elige según tus objetivos (y fijándote en el subtítulo). Con este último, por ejemplo, conseguirás aplicar la estrategia de contenidos a otros departamentos, elegir mejor dónde dedicar los recursos internos y ganar embajadores entre tus empleados.

Acabo el post como lo abría: la situación actual ha hecho que mi libro 15 se encuentre confinado, así que el 16 lo adelanta. Ambos están muy relacionados, pero «Pilares del contenido» está autoeditado así que tengo total libertad y, tras valorar pros y contras, me he decidido a sacarlo adelante. Puedes encontrarlo solo en Amazon: papel o Kindle (gratis con KindleUnlimited). ¡Feliz lectura!

Para ser legal, te aviso de que utilizo cookies en esta web:    leer detalles y configurar preferencias
Privacidad